4 beneficios del chocolate amargo para tu vida

4 beneficios del chocolate amargo para tu vida

El chocolate amargo es una delicia para el paladar, existen muchas opiniones relacionadas con los beneficios que se le atribuyen. En el siguiente artículo te contaremos sobre ellos.

El cacao tiene una historia fascinante. Cuenta la leyenda que el árbol del cacao de donde se obtenía el chocolate, era el más bello del lugar donde habitaban los Aztecas. Ellos le atribuían diversas virtudes, como la sabiduría universal y curar enfermedades.

Este árbol también era importante para los Mayas, quienes empezaron a cultivarlo hace más de 2500 años, para ellos, era símbolo de longevidad y vigor físico, además lo consideraban estimulante. Lo llamaban: “cacauatl” y lo consumían en una bebida llamada: “xocolatl” (agua amarga).

¿Qué beneficios tiene el chocolate amargo para la salud?

El chocolate negro o amargo además de ser un alimento delicioso, es un aliado para la salud. Los nutricionistas recomiendan consumirlo en pequeñas cantidades para beneficiar el corazón y el cerebro.

El poder nutritivo del chocolate amargo es muy alto, por eso es importante elegir uno de excelente calidad, con un alto contenido de cacao.

El cacao es rico en hierro, magnesio, cobre, manganeso y contiene una cantidad de minerales importantes. También contiene cafeína y teobromina en cantidades pequeñas y una gran cantidad de fibra soluble.

Acá te compartimos cuatro razones para que te enamores un poco más del chocolate amargo:

El chocolate amargo es bueno para el corazón.

El chocolate amargo puede reducir el riesgo de enfermedades cardíacas

Diferentes estudios han demostrado que es bueno para el corazón y para la presión alta.

El chocolate es rico en antioxidantes que ayudan a reducir el riesgo de enfermedades cardíacas porque protegen el corazón y a controlar la presión arterial.

Además incrementan el metabolismo celular de los músculos del corazón y del esqueleto, así mismo relajan los vasos sanguíneos y mejoran el flujo de sangre.

Un estudio publicado en una revista demostró que comer chocolate impacta positivamente el riesgo de enfermedad cardiovascular.

El chocolate amargo es rico en fibra y provoca una gran saciedad

El chocolate nos da sensación de saciedad

El chocolate amargo tiene un alto porcentaje de fibra, por esto se convierte en un alimento que provoca una gran saciedad y esto reduce los deseos de consumir otros alimentos que pueden provocar aumento de peso y así nos ayuda a controlarlo.

Además, la fibra del chocolate favorece el tránsito intestinal.

El chocolate amargo mejora el flujo sanguíneo.

El chocolate amargo es recomendado para diabéticos

Los componentes bioactivos en el cacao, convertidos luego en chocolate amargo, mejoran el flujo sanguíneo de las arterias y causan un pequeño pero significativo descenso en la presión sanguínea. Lo mejor de todo, es que al poseer un bajo contenido de azúcar, es perfecto para diabéticos.

El chocolate es rico en flavonoides, estos son unos antioxidantes vegetales que pueden inhibir la oxidación del colesterol LDL (o colesterol «malo»), combatir la formación de coágulos sanguíneos y regular su respuesta inflamatoria. También ayuda a mantener la presión arterial estable.

El chocolate ayuda a levantar el ánimo.

El chocolate genera una sensación de bienestar para tu cuerpo

Cuando estas triste, desanimado o estresado, es recomendable consumir un pequeño trozo de chocolate negro, que tenga por lo menos un 70% de cacao. Esto hará que te sientas mejor porque aumenta el flujo de sangre al cerebro y facilita los procesos cognitivos.

El cacao estimula la producción de endorfinas, responsable de las hormonas del placer que genera una sensación de bienestar y tranquilidad. Es un antidepresivo natural.

¿Cuánto chocolate negro crees que se puede comer al día?

Lo ideal es consumir una porción muy pequeña luego de la comida, eligiendo muy bien que sea chocolate amargo natural.

Recuerda que este no debe ser consumido en grandes cantidades porque contiene muchas calorías, ni tampoco todos los días, debe consumirse moderadamente, principalmente en personas diabéticas.

El grano del cacao es la semilla fermentada y secada, de donde se saca el sólido del cacao y también la manteca de cacao que actualmente tiene un uso hidratante. Antiguamente se usaba como moneda de cambio, por ejemplo, tres semillas de cacao se intercambiaban por un aguacate.

Te invitamos a descubrir los chocolates 70% cacao Evok como el de nuestra barra de chocolate, naranja, jengibre y vainilla, seguro se volverá tu favorito.

Ver Comentarios
Comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *